Bienvenidos a nuestros paseos-

"Este blog pretende ser un mosaico en el cual se plasmen, en imágenes, esos momenticos de los que intentamos disfrutar cada semana siempre y cuando las obligaciones familiares nos lo permitan. No buscamos grandes hitos, ni grandes hazañas, lo único que perseguimos es disfrutar, unas horas a la semana, de los regalos que nos proporciona la madre naturaleza. Esto nos carga las pilas para comenzar una nueva semana. ¿Qué mas podemos pedir?"
Esperemos que os gusten las imágenes que recogemos en nuestros paseos y si os animáis a hacer alguno de ellos, encontraréis, en cada reportaje un enlace que os llevará a la ruta que previamente hemos descargado en Wikiloc.

domingo, 17 de noviembre de 2013

Measkoitz (1.016 metros) desde el puerto de Erro.

Duración.- 2 horas y 39 minutos.
Desnivel acumulado.- 371 metros.

Desde el alto de Erro comienza el paseo de hoy que nos va a llevar hasta la cima del monte Measkoitz. Es una paseo recomendable en temporada de lluvias, pues discurre casi en su totalidad por pista, evitando terrenos embarrados, tan molestos en esta época del año. Este cordal que hemos seguido desde el alto de Erro, sirve de divisoria entre el valle de Esteribar, bañado por el río Arga, y el valle de Erro, bañado por el río que lleva su mismo nombre.

El terreno es de fácil transito, repleto de subidas y bajadas, hasta cincuenta metros antes del buzón. En este tramo la vegetación, compuesta en su mayoría de zarzas y espinos, dificultan el paseo. No es recomendable, bajo ningún concepto, intentar afrontar esta subida en pantalón corto.

Por lo demás, diremos que la vegetación arbórea en esta época del año está plagada de tonalidades que hacen que disfrutemos de nuestra ruta. Esta vegetación está compuesta por hayas, robles y pinos con un denso sotobosque.



Comenzamos nuestro paseo en el alto de Erro.
Panorámica del Azegi, monte con la misma altura que el protagonista de hoy, a la derecha de la fotografía semi-cubierto de nubes.
En esta fotografía observamos como las hiedras cubren la totalidad del tronco de este pino. 
Pista por la que discurre nuestro paseo. Está lloviendo ligeramente y vemos bastante barro a ambos lados de la pista, así que celebramos poder transitar por ella.
El sol debe de estar ahí arriba.
Al fondo podemos observar la silueta del Measkoitz en cuya cima  parece que se ha aposentado una nube.
Vestigios de épocas pasadas.
Nos encontramos, a la derecha de la pista, con esta gran balsa para el ganado.
Pinar.
Mezcla de pinar y hayedo.
Colores.
Vamos poco a poco acercándonos a nuestro destino de hoy. 
Restos de calzada romana.
En este punto abandonamos la pista y caminamos por prados. 
La poca visibilidad del día nos impide tener vistas de montes cercanos.
Este pasó a mejor vida. 
Detalle.
Cincuenta metros antes del buzón nos introducimos en un bosquejo que está repleto de matorral. Este es el inicio, lo peor viene después.
Restos de un curioso buzón.  
Vértice geodésico y buzón.
Fotos desde la cima.

Ya de regreso, volvemos a coger el prado.
Panorámica.
Para finalizar...
... hemos querido reflejar...
... a lo protagonistas...
... del día de hoy.

No hay comentarios:

Publicar un comentario