Bienvenidos a nuestros paseos-

"Este blog pretende ser un mosaico en el cual se plasmen, en imágenes, esos momenticos de los que intentamos disfrutar cada semana siempre y cuando las obligaciones familiares nos lo permitan. No buscamos grandes hitos, ni grandes hazañas, lo único que perseguimos es disfrutar, unas horas a la semana, de los regalos que nos proporciona la madre naturaleza. Esto nos carga las pilas para comenzar una nueva semana. ¿Qué mas podemos pedir?"
Esperemos que os gusten las imágenes que recogemos en nuestros paseos y si os animáis a hacer alguno de ellos, encontraréis, en cada reportaje un enlace que os llevará a la ruta que previamente hemos descargado en Wikiloc.

domingo, 22 de junio de 2014

Peñas de Etxabarri/Azantza (1.077 metros) desde el monasterio de Irantzu.

Duración.- 2 horas y 59 minutos.
Desnivel acumulado.- 440 metros.

Paseo que arranca desde el monasterio de Irantzu. Quizás las rutas más tradicionales desde este punto sean las que tienen como objetivo o bien recorrer el cañón de Irantzu o bien la que nos llevaría a ascender el monte Dulantz. Nosotros hemos decidido hacer una variante y hacer un recorrido mixto que nos va a llevar en primer lugar a visitar la cima de las Peñas de Etxabarri para después regresar descendiendo por el cañón del río Irantzu. Después, como no podía ser de otra manera, visitaremos el monasterio cisterciense de Irantzu.

La ascensión de hoy nos va a llevar en una primera fase por una pista que discurre por grandes extensiones de matorral bajo y encinas. Después atravesará bosques de hayas serpenteando por un sendero tapizado de hojarasca y finalizará en los prados somitales que nos llevarán al buzón cimero. 

El descenso discurrirá por prados en la parte superior, pinares en la zona intermedia y acabará en la garganta del cañón por donde descienden las aguas del río Irantzu formando pequeños saltos de agua y pozas de aguas transparentes.

Monasterio de Irantzu: Construido del S.XII al S.XVI este monasterio destaca por su espectacular claustro que posee en su estructura diferentes estilos arquitectónicos motivados por su largo periodo de construcción. Su origen es cisterciense aunque posee innumerables elementos góticos. Este monasterio llegó a reunir vastas propiedades pero, con motivo de la desamortización de Mendizabal, los monjes tuvieron que ser protegidos por los Carlistas para evitar que el monasterio pasara a manos del Estado. Finalmente esto sucedió en 1.839 y posteriormente fue abandonado en 1.942.

Cañón del río Irantzu: Originado por la erosión remontante de una corriente fluvial cuyas aguas aprovechan cambios bruscos de pendiente para aumentar la velocidad de sus aguas. De esta manera prevalece la erosión lineal del cauce sobre las laderas formando el barranco que hoy en día observamos. Por sus paredes discurre el río Irantzu que, después de 19 kilómetros, vierte sus aguas en el río Ega una vez pasado Estella.





Comenzamos el paseo a la altura del aparcamiento del monasterio de Irantzu. Desde ese lugar desandamos algunos metros por la carretera por la que hemos venido...
... para coger un pequeño sendero, algo incómodo, en el que abunda el matorral y el montebajo...
... hasta cruzarnos con una pista desde la cual observamos el cañón del río Irantzu a nuestras espaldas.
Esta pista nos hace ganar altura...
... entre bosques mayoritariamente de encinas.
La de hoy.
Una vez ascendidos unos buenos metros, y de haber transitado por la pista,...
... nos adentramos por un sendero... 
... que atraviesa un poblado hayedo... 
... hasta llegar a los prados somitales...
... que nos llevarán directamente, siguiendo una serie de cairns, hasta la placa que anuncia la cima de la Peña de Etxabarri.
Placa cimera.
Detalle de la placa de la cima.

Foto desde la cima.
Sierra de Lokiz con la cima alzada y boscosa del monte San Cosme.
Vistas hacia Estella y sus montañas.
En primer plano el monte Lazkua, después el monte Belastegi y al fondo se alza Montejurra. 
Zoom al monte Monjardín. 
Vistas del valle de Allin con Echavarri bajo nuestros pies.
Al fondo la inconfundible elevación de la Sierra de Urbasa con la cima del monte Larregoiko a la derecha de la antena, según miramos la fotografía.
Sierra de Lokiz.
Regresamos por otro camino en el cual la frondosidad de la vegetación...
... hace la delicia de sus habitantes.
Una vez abandonado el bosque llegamos a unos prados. 
Fuente en medio de la nada.
Conforme descendemos, ahora toca atravesar un bosque de pinos...
... en dirección al cañón del río Ibiricu.
En este lugar, los jabalíes han trabajo con ahínco en busca de alimento para echarse a la boca. 
Descendemos bruscamente entre paredones de roca...
... hasta llegar a la pista que nos devolverá hasta nuestro punto de partida.
Río Irantzu. Nace cerca de la falla de Zumbelz que hace de divisoria entre la Sierra de Urbasa y la Sierra de Andía. Se nutre de las aguas de lluvia y nieve...
... que se filtra de las sierras constituyendo un gran acuífero subterráneo.
Tiene una longitud de 19 kilómetros... 
... hasta desembocar en el río Ega una vez este último pasa Estella. 
Cañón del río Irantzu.
A lo largo de su trayecto estas aguas, en su descenso hacia tierras inferiores, crean pequeños saltos de agua...
... originando numerosas pozas de aguas tan cristalinas como la que os mostramos en esta fotografía... 
... antes de seguir con su recorrido.
Paredones rocosos del cañón.
Campo de amapolas.
Detalle.
Llegamos a nuestro punto de partida, ahora sólo nos queda visitar el monasterio y admirar esta obra arquitectónica.

Iglesia del monasterio. Como podemos observar se trata de un templo cuyos muros son de sillería que se encuentran reforzados con la construcción de contrafuertes.
Detalle de los contrafuertes.
Portada de entrada a la iglesia. Posee arco de medio punto abocinado, con simples vegetales y columnas lisas.

Claustro del monasterio. Su construcción comenzó allá a finales del S.XII/comienzos del XIII y finalizó en el S.XIV.
Debido a su duración, el estilo utilizado en su construcción evoluciona desde el estilo más puro cisterciense con galerías de medio punto...

... hacia un estilo gótico pleno representado por arcos ojivales con tríbulos interiores y ojos de buey de elaborada tracería.
Detalle de un capitel del claustro.
Detalle de rosetón del claustro.

Detalle de la representación del cordero místico en la clave de la bóveda.
Jardín del claustro.
Lavatorio.
Vista del interior de lavatorio. Se encuentra situado dentro de una estructura de planta poligonal de estilo gótico. La fuente que hay en su interior, la cual vemos en esta imagen, es de planta hexagonal.
Más capiteles con motivos vegetales.
Ermita de San Adrián. Este edifico representa el primer lugar que construyeron los monjes ya que para ellos lo primero era la oración. Data del S.XII y su estilo es románico.
Fotografía desde la penumbra.
Vistas del altar mayor de la iglesia, punto donde se concentra la mayor cantidad de luz proviniente del triple ventanal y del rosetón que preside el presbiterio.
Rosetón central.
Sacristía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario