Bienvenidos a nuestros paseos-

"Este blog pretende ser un mosaico en el cual se plasmen, en imágenes, esos momenticos de los que intentamos disfrutar cada semana siempre y cuando las obligaciones familiares nos lo permitan. No buscamos grandes hitos, ni grandes hazañas, lo único que perseguimos es disfrutar, unas horas a la semana, de los regalos que nos proporciona la madre naturaleza. Esto nos carga las pilas para comenzar una nueva semana. ¿Qué mas podemos pedir?"
Esperemos que os gusten las imágenes que recogemos en nuestros paseos y si os animáis a hacer alguno de ellos, encontraréis, en cada reportaje un enlace que os llevará a la ruta que previamente hemos descargado en Wikiloc.

lunes, 2 de enero de 2017

Ibarrola (1.065 metros) desde los prados de Andía.


Duración.- 2 horas y 7 minutos.
Desnivel acumulado.- 180 metros.

Otoño y primavera son, sin lugar a dudas, las dos estaciones del año para acercarnos con garantías a la Sierra de Andía. Pero a pesar de ello nosotros hoy, aprovechando una soleada y fría mañana invernal, nos hemos acercado hasta el alto de Lizarraga para, desde sus inmediaciones, hacer un bonito y fácil paseo hasta el monte Ibarrola.

El paseo transita por las inmensas y suavemente onduladas campas de Andía que se hallan salvaguardadas por un cordal de montañas que la cierran. En estas campas o prados suele pastar libremente el ganado haciendo sonar sus cencerros por todos sus rincones. Es fácil encontrarnos con vacas, ovejas, caballos y cabras y de vez en cuando algún árbol hace acto de presencia. En invierno, por contra, el ganado escasea por estas latitudes debido fundamentalmente a las inclemencias metereológicas.

Conforme vamos ganando altura, hay que pensar que Andía está situada a más de mil metros de altitud, inmensos y preciosos bosques de hayas hacen aparición ante nuestra vista invitándonos a introducirnos en sus entrañas con el fin de descubrir rincones idílicos que sólo podemos encontrar en este singular paraje.

Sierra de Andía.

Esta Sierra, junto con su vecina de Urbasa, marcan la separación entre la Navarra húmeda y la mediterránea. El término Andía, proviene del euskera "Handia" cuyo significado es "grande", viene dado porque sus terrenos poseen una extensión aproximada de unas 21.000 hectáreas. Morfológicamente esta sierra es más rica  que la de su vecina Urbasa ya que posee gran diversidad de formas plasmadas en diferentes tipologías de rocas, grutas, barrancos, cascadas como la que vida al manantial de Arteta, etc... Sus bosques están constituidos por bellísimos hayedos que otorgan al paisaje unos matices verdes que provocan la delicia de quienes los visitan. 

Pero quizás la característica más reseñable de esta sierra es que, junto con la sierra de Urbasa, conforman el verdadero almacén de agua de la comunidad Navarra. Esto es motivado porque la configuración y la estructura de Andía son terrenos macizos calcáneos en los cuales hay erosión por disolución de estructuras fisuradas que permiten el paso del agua a zonas profundas.Esta es la razón de que en el subsuelo de Urbasa y Andía haya una inmensa cantidad de agua. Se estima que la capacidad total que puede almacenar es de 29.000 Hm3 lo que equivale aproximadamente a seis pantanos de Yesa. Para hacerlo más fácil ... imaginémonos  dos enormes esponjas, Urbasa y Andía, cuya función es absorber el agua de la lluvia que se filtra, la almacena, y el excedente lo rezuma por manantiales y nacederos. 

Powered by Wikiloc


Aparcamos el coche en la carretera del Puerto de Lizarraga desde donde cogemos esta pista por la cual caminamos unos pocos metros...
... antes de girar 180º a la derecha para coger esta senda que va ganando altura...
... hasta llegar a una loma herbosa desde donde vemos como el sol emerge detrás delas montañas de la zona.
Atrás dejamos el terreno recorrido...
... para seguir caminando entre las hayas.
Contraste.
Panorámica.
Conforme pasa la mañana el cielo empieza a despejarse...
... dando luz...
... al terreno que pisamos.
Al fondo, vemos la cima del monte Ihurbain entre las nubes...
... antes de adentrarnos en el bosque.
Nota de color...
... en un mundo de musgo y hojarasca...
... en el que nos encontramos...
... el cairn cimero.
Vistas de la cima...
... y de su cairn.
Esta curiosa parte de una quijada...
... se encuentra colgada de un árbol cimero...
... y musgos y líquenes han hecho de ella su morada.
Fotos de la cima.

En las faldas del monte Malkasko, unos cuantos metros sobre nuestras cabezas, observamos esta bonita cencellada originada por el frío de esta pasada noche.
Sacadas las fotos desde la cima...
... emprendemos el descenso por el bosque.
Detalle.
Una vez concluido el descenso, nos acercamos hasta esta zona de balsas...
... de superficie congelada...
... y que nos proporciona...
... estos reflejos en el hielo.
Parte de la vegetación acuática se encuentra, por debajo de la capa de hielo, ...
... esperando que el sol, con sus rayos, la derrita.
Panorámica de la balsa.
Muérdago.
Altísimo ejemplar de haya.
A pocos metros de la balsa, comienza esta pista...
... junto a este abrevadero, hoy helado por las bajas temperaturas, ...
... que nos va a llevar de nuevo...
... hasta...
... nuestro punto de partida del día de hoy.

No hay comentarios:

Publicar un comentario